Home
Nosotros
Servicios
Portafolio
Hosting
Blog
Contáctanos

De 15 a 1.650 millones de dólares: cuando Google quiso comprar YouTube y su indecisión hizo que pagaran 100 veces más

Ha pasado tanto tiempo desde que YouTube fue adquirida por Google, que es difícil imaginarse o recordar aquellos tiempos en los que la plataforma de vídeo era un pequeño rincón de Internet que apenas comenzaba a explotar.

En noviembre de 2005, cuando YouTube no tenía ni un año de vida y poca gente le conocía, ya Google tenía el servicio en la mira, y estaban considerando comprarla por tan “poco” como 15 millones de dólares, principalmente para que Yahoo! no se hiciera con ella primero. Pero, Google se tardó demasiado en sacar la chequera, y esto les costó más de 1.600 millones de diferencia en menos de un año.

Si tuviéramos un ingeniero más…

Emails internos de Google filtrados hace algún tiempo en Twitter y que han estado ganando tracción de nuevo, muestran una historia más que interesante sobre el punto de vista de Google cuando comenzaron a pensar en adquirir YouTube.

No solo estimaban el valor de la plataforma en unos 10 o 15 millones a finales de 2005, sino que estaban completamente seguros de que habrían replicado todas sus funciones con su propia plataforma (Google Video) para el último trimestre de ese año, y que “si tan solo tuviesen un buen ingeniero más en el equipo, le estarían pateando el trasero a YouTube“.

En febrero de 2006, ya estimaban el precio en unos 50 millones, al poco tiempo las conversaciones comenzaron. YouTube quería alrededor de 500 millones y en Google ofrecieron 200. La cifra fue tan irrisoria que en YouTube ni siquiera quisieron reunirse con Google, Eric Schmidt terminó diciendo que no seguirían persiguiendo la adquisición.

En mayo de 2006 en Google aceptaban que YouTube los había hecho morder el polvo por completo, fueron ellos los que recibieron una patada. El crecimiento de la plataforma ya era viral, para cuando la empresa adquirió YouTube en octubre de 2006 (menos de un año después de estimar su valor en 10 o 15 millones) la empresa terminó pagando 1.650 millones de dólares por ella.

En la historia de la tecnología ha habido muchas “casi compras” que podrían haber cambiado todo, pero a diferencia de Blockbuster que no compró Netflix por 50 millones, o de MySpace que no aprovechó comprar Facebook por 75, en Google no dejaron pasar la oportunidad, solo les salió 110 veces más cara que si hubiesen logrado medir el verdadero valor de la startup unos meses antes. Algo que en definitiva, no es nada fácil.


La noticia

De 15 a 1.650 millones de dólares: cuando Google quiso comprar YouTube y su indecisión hizo que pagaran 100 veces más

fue publicada originalmente en

Genbeta

por
Gabriela González

.